viernes, 30 de septiembre de 2011

de noches sin dormir..

Quiero cada pestañeo de tus ojos, cada pestaña que cae y pides un deseo, cada audición que percibe tu oído, cada pelo en tu nariz, y por cada saliva que tragas, te quiero aún más.
Me encanta tu piel, cada poro que lo forma y cada pelo que sale de el. Me encantan todos y cada uno de tus dientes multiplicado por 10,000.
Me encanta cada despertar tuyo, cada palabra, incluso bordería que sale de tu boca. Todos los dedos de tus pequeñas manos, inclusive los de los pies, me gustan tanto como me gustan todas tus extremidades, y cada uno de los pelos de tu cabeza.
Me gusta todo de ti, tus gestos, caricias, enfados, alegrías, tonterías, ñoñerías, estupideces, tu risa, tu sonrisa, tu forma de decirme que me quieres, tus besos, tus labios, tu ojos, el marrón y la tranquilidad que transmiten, tus piques.. Me gustan todas y cada una de las pequeñas células que componen tu cuerpo.
¿Pero sabes que es lo que no me gusta? Mi miedo, mi miedo a perderte para siempre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada